Subir

Decoración 

La decoración de interiores es una disciplina que tiene como fin formar la experiencia del espacio interior de una casa, local, oficina o edificio. Es decir, definir un estilo decorativo para crear un ambiente determinado, en el cual influyen muchos elementos como la luz, los materiales de construcción, la distribución, el estilo de los muebles, los colores, los olores y por supuesto: los elementos puramente decorativos.

De hecho productos como las alfombras, los cuadros y los relojes pueden marcar la diferencia entre un estilo armonioso y un pequeño mejunje de elementos inconexos. De ahí que los interioristas cuiden hasta el último detalle en sus proyectos y diseños, poniendo especial cuidado en todos estos objetos que aunque puedan parecer superfluos influyen mucho en el resultado final. Incluso en las decoraciones más minimalistas que podamos imaginar están implementados objetos de decoración elegidos con el máximo detalle y cuidado.

Decoración alfombras

En OcioHogar sabemos de la importancia que tienen estos productos además de los muebles de calidad. Si tenemos una casa maravillosa con unos muebles estupendos pero sin ningún otro elemento diferenciador parece que queda algo fría, sin personalidad, como solitaria. Y es que no podemos evitar imaginar ese cuadro precioso, ese original reloj o esa suave alfombra en un salón lleno de gente disfrutando, charlando, creciendo, compartiendo y relajándose. O esa habitación soñada con una cama de dos por dos, muchas almohadas y cojines, colores cálidos, ese aparador de diseño, las lámparas de lujo y una alfombra mágica. De las que al levantarte y poner los pies en ellas sientes que andas entre nubes, que casi nos tumbaríamos en ellas a seguir durmiendo de lo suaves que son.

Estos pequeños detalles son los que equilibran la decoración del hogar. Hay que tener cierto mimo al elegirlos y combinarlos con el resto del entorno, pero no pueden faltar. Incluso en los hogares más modestos buscan maneras de decorar las paredes y los muebles con elementos que nos hagan sentir en casa, que nos recuerden experiencias, viajes, personas, momentos vitales que significan algo para nosotros. Muchos adultos aún recuerdan las alfombras que había en casa de sus padres o de sus abuelos, cómo jugaban en ellas, lo suaves, bonitas, largas o cortas que podían ser. Este tipo de objetos nos transportan a lugares y a personas y de ahí su importancia. El crear un espacio donde se integren pero destaquen, donde creen recuerdos inolvidables.

El verbo "diseñar" se refiere al proceso de creación y desarrollo para producir un nuevo objeto o medio de comunicación. Los muebles, las paredes, los elementos decorativos de una casa conforman el estilo de decoración y lo que queremos comunicar con ellos. Un estilo marcado por colores industriales y materiales como aceros y cristales puede darnos la idea de que la persona que vive en ese entorno es un urbanita enamorado de los elementos modernos. Por lo que los cuadros, relojes o alfombras de ese hogar tendrán que ir en consonancia para que el mensaje sea completo. Para que se transmita la idea preconcebida en el diseño. Sin embargo, en una casa de colores cálidos y muebles rústicos los elementos decorativos tendrían que llevarnos a un lugar más inocente, más de campo y naturaleza, con colores pastel o mensajes alegres.

OcioHogar ofrece un variado catálogo de estos productos, los cuales son básicos y necesarios para cualquier espacio en el que busquemos dar un toque a nuestro hogar y ayudar a destacar todo el trabajo empleado en definir un estilo decorativo, un mensaje, unos recuerdos y una experiencia de vida.